Regálate un año fuera de España

A ti, el lector que está planeando sus próximas vacaciones a la Rivera Maya a ti te lo digo: asúmelo el verano se ha acabado, pronto empezaremos a protagonizar el catálogo de Otoño del Corte Inglés y tu aventura puede empezar a la vuelta de la esquina, aunque en mi caso fue diferente; yo salí de España.

Salir de España, con billete de ida y vuelta implica que tienes pasaporte abierto a enamorarte de órdago, a saltar al vacío de los sabores, conocer a tanta gente como amplia pueda llegar a ser tu sonrisa… En fin abrir tus ojos, tu mente y tu alma al mundo y luego volver para contarlo y compartirlo en forma de paloma mensajera, a modo de anecdotario, de chiste, de película, de árbol genealógico de todo aquello que en algún momento supuso una visa abierta sin limitaciones, porque ¿quién puede poner limites al centelleo que sientes cuando tu corazón se divide en mitades a repartir por todo el mundo?

free

Un año puede dar para tanto como estés dispuesto a estirarlo, así es queridos Erasmus, un año puede ser el origen de tu futuro, o puede ser como una fiesta muy larga donde no tienes claro cuando salir a desayunar o a comprar la siguiente cerveza. Un año puede ser suficiente, demasiado o demasiado poco. Un año…

Pero cuando el año termine y llegue el momento de volver… tu corazón amigo mio, ese ya no volverá a ser el mismo, y aunque duela se habrá hecho más grande y aunque esté dividido reside en tantos destinos como ojos a los que miraste a la hora de empezar una nueva amistad.

Una nueva amistad contigo mismo, que aunque suene a anuncio de libro auto-ayuda no puede ser más real, porque perdonarse, aprenderse y quererse solo puede suceder cuando al apagar la luz cada noche los únicos brazos que tocan son los tuyos y huelen a que de nuevo, tu casa serás tu mismo así que ya sabes amigo, a quererse o a llorar.

Tu madre no volverá a perseguirte preguntándote qué quieres para cenar, tu jefe no volverá a atosigarte con la falta de novedades políticas que abruman nuestro país y los telediarios no te volverán a agobiar… al menos no por el momento, porque tus miedos habrán cambiado, las noticias que estarás dispuesto a batallar serán las locales y bastante aventura supondrá descubrir tu nueva cafetería favorita o como se pronuncia el nuevo nombre de tu calle.

Porque has olvidado el sonido del silencio, has olvidado los gritos de rellano y el sonido de alguna ciudad a punto de ebullición te espera a la vuelta del canalón, de ti depende si salir a explorar o quedarte a llorar por el último paquete de jamón guardado en la maleta.

Lo que quiero decir es que un año fuera de España a mi me abrió la mente y el alma y aunque suene a chiste me transformó y dio un giro 3.0.

Me fui de España y aprendí a valorarla y a amarla a mi manera, porque solo al irme de España me volví mucho más patriota y aprendí que todo lo que para mi era algo obvio no son más que modos de hacer las cosas, rutinas y tradiciones culturales que no todos se pueden permitir. Porque España tiene muchas oportunidades, aunque no sepamos como valorarlas hasta que las  vemos desde las nubes, en un avión de vuelta… a casa.

Regálate un año fuera de España porque aprenderás un idioma, pero si tienes suerte también aprenderás a cocinar, a disfrutar de otros ritmos e incluso por qué no a echar de menos todo aquello que no puedes soportar.

Mi historia, no es más que una más de las mil que conocí, que compartí, que leí que escuché, una de las mil que me sirvió de consuelo y de aventura.

Comenzó un caluroso mes de Septiembre en España y templado en Inglaterra, cuando me planté en la puerta de una mansión británica construida hace más de siglo y medio en una comarca en el medio de la nada, eso sí, en medio de la nada inglesa, con el objetivo de ser bilingüe, un mes para conseguirlo, mucho miedo y algunos pájaros en la cabeza.

Con el tiempo el mes se convirtió en un año, los pájaros en “birds” y el miedo en fuerzas para enfrentar cada conversación espontánea alejada de mi zona de confort.

Y todo esto para de nuevo haber vuelto a España.

Porque supe desde un primer momento que lo haría, no conozco un hogar que no suene a fiesta en la calle, y esta es mía, mi fiesta y estoy dispuesta a vivirla.

Así que amigos, queridos lectores o sencillamente algún curioso que haya abierto esto por alguna de nuestras mil trescientas publicaciones en alguna red social del demonio, bienvenido a mi aventura. Si quieres vivir la tuya no pospongas más ese año sabático para aprender inglés, iniciar tu proyecto o simplemente coger colorcito en Cancún, que nunca sabrás los ojos que te traerá de vuelta la corriente y quién sabe, lo mismo hasta comienzas a amar como yo hice lo dado por hecho.

Bienvenido a mi Aventura en España.

 

Continuará…

 

3 comentarios en “Regálate un año fuera de España

  1. Me encanta que EMMA haya vuelto a escribir un post, llevaba tiempo esperándolo, me encantan, soy su fiel seguidora. Me emociona su forma de escribir, de contar sus experiencias, sus sentimientos, sus “feelings”. No nos hagas esperar tanto para el próximo Emma, por favor!!!!!

    Me gusta

  2. Hola Emma!
    Llevo un tiempo siguiendo tu blog y he de decirte que me encanta !!
    Yo creo que lo más difícil de volver es saber que hacer después. Tú por ejemplo, ¿has decidido cuál será tú próxima aventura en España?
    Un saludo desde Alcobendas.

    Me gusta

  3. Hola Emma! Ayer descubrí tu blog por casualidad y me encanta, me siento muy identificada con todo lo que escribes solo que yo decidí irme un poco más lejos jeje. También tengo pensado volver y espero que cuando llegue el momento sea capaz de encontrar alguna oportunidad en casa, creo que es muy triste que muchos de nosotros tengamos que salir fuera simplemente porque España está como está… (aunque agradezco muchísimo la experiencia de estar viviendo fuera, me gustaría que mi futuro esté en España). Enfin… mucha suerte con tu aventura en España.

    Un beso desde Australia
    Anna xx

    https://aspoonfulofnature.wordpress.com/

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s